ECONOMÍA Y SIDA
"Latinoamérica y Africa:
Epidemias diferentes, Soluciones diferentes"

Por el doctor Jorge Saavedra


Recientemente publiqué un trabajo llamado "Economía y SIDA en América Latina: El SIDA en América Latina y el Caribe: una visión multidisciplinaria" FUNSALUD/SIDALAC, 1999. Este está basado en material presentado durante la última conferencia Internacional sobre SIDA, realizada en Ginebra Suiza en 1998. Sin embargo, el estudio va un poco más allá que el simple reporte de lo que se presentó en este evento, ya que analiza situaciones y tendencias tanto de la economía como de la epidemia de VIH/SIDA en la región latinoamericana.

Uno de los primeros planteamientos que se hace en este estudio es el de remarcar las diferencias entre las magnitudes de la epidemia entre diversas regiones del mundo, pero en especial entre Africa del Sub-Sahara y América Latina, esto a su vez es contrastado con las diferencias en las economías de ambas regiones.

¿Por qué decidir hacer un análisis comparativo de la epidemia de VIH/SIDA y la situación económica de estas dos regiones del mundo?. La principal razón es la de abrir un debate y cuestionar algunas recomendaciones que realizan organismos y agencias internacionales, que basados en estudios de impacto económico de la epidemia en Africa, tratan de generalizar recomendaciones y proponer soluciones similares para el resto de los países en desarrollo, sin tomar en cuenta que no sólo las epidemias son diferentes (ver gráfica 1), sino que también existe una gran brecha económica entre ambas (ver gráfica 2), que le permitiría a la región latinoamericana ventajas considerables en materia de oferta de servicios de atención médica y, en especial en lo referente al acceso a medicamentos antiretrovirales para los afectados por el virus del SIDA.

Por supuesto, desafortunadamente en muchos países del Africa la epidemia de VIH/SIDA ya está generalizada, y eso debe servir de aprendizaje a los países de nuestra región para actuar de manera decidida ahora y no llegar a esos niveles mañana. De hecho, las diferencias en la epidemia indican que mientras algunos africanos se enfrentan a la necesidad imperiosa de realizar campañas preventivas dirigidas a la población general, la experiencia acumulada en estos 18 años de políticas contra el SIDA, indican que es conveniente que en países con epidemias incipientes o concentradas en algunas subpoblaciones, la mejor forma de utilizar los recursos es focalizando los esfuerzos en acciones de alta efectividad e impacto hacia estos grupos específicos, previniendo con esto que la epidemia tienda a generalizarse al resto de la población.

La otra gran diferencia entre estas dos regiones, es la capacidad que tienen sus economías para poder absorber el costo de atención médica integral de los afectados por el virus del SIDA. Mientras que para Africa la mayoría de las recomendaciones internacionales son en el sentido de utilizar medicamentos antirretrovirales solo como medida para prevenir una nueva infección, como es el caso de la transmisión vertical del virus de madre a hijo, ya que algunos de esos países confrontarían el riesgo de desbalancear sus economías si quisieran dar estos medicamentos como medidas terapéuticas a todos los afectados. En el caso de la mayoría de los países latinoamericanos, ese riesgo parece no existir, ya que de acuerdo con una tabla analítica presentada: página 159 de la publicación de referencia, se señala que el impacto de dar medicamentos antiretrovirales a todos los afectados oscilaría entre el 0.04% del Producto Interno Bruto "PIB" de la región, en un escenario de cobertura al 100% de los casos registrados, hasta un 0.5% del PIB, en un escenario extremo de cobertura total a todo infectado con el virus, utilizando figuras de la epidemia que incluso algunos epidemiólogos consideran sobrestimadas.

Por otro lado, es necesario también contabilizar el valor que representa el salvar y prolongar la vida de adultos jóvenes, que con los nuevos tratamientos es posible que se reintegren a una vida productiva, que finalmente representa una nueva aportación al crecimiento económico de un país.

Finalmente, se debe señalar que un estudio que demuestre un beneficio preventivo en un país africano, no necesariamente debe traducirse en forma inmediata como una recomendación de política en salud para un país latinoamericano, es decir las decisiones en políticas en la materia deben tomar el contexto económico y por ende el potencial de respuesta que tiene un país, así como la magnitud y características de su epidemia de SIDA en particular.

 

Gráfica 1

Las diferencias en la epidemia entre Africa del Sub-Sahara y América Latina considerando el número total de personas infectadas por el VIH estimadas por ONUSIDA para fines de 1997

Gráfica 2

Las diferencias en las economías del Africa del Sub-Sahara y Latinoamérica considerando su Producto Nacional Bruto en miles de millones de US dólares, de acuerdo con el reporte del Banco Mundial, en cifras para 1997


[Regreso a la página del VIH/SIDA]


[Regreso a la página principal]